Para el 2026 ya podríamos disfrutar de nuestro propio auto volador

La humanidad siempre se reinventa, por ello, así lo entiende Carl Dietrich, director ejecutivo y cofundador de la compañía aeroespacial Terrafugia.
Dietrich está trabajando de forma conjunta con su equipo para acercarnos al sueño de tener el auto volador. La compañía Tierrafugia, con sede en Boston, ya trabaja, desde el año pasado, en el sistema TF-X, un vehículo electrónico hibrido enchufable de cuatro plazas que pueda realizar despegues y aterrizajes de forma vertical.
El auto no necesita que el operador de vehículo sea un experto o tenga habilidades de piloto, pues lo que hace el TF-X es aumentar la llamada “autonomía local dirigida por humanos”, con ello nos facilitaría el uso de este interesante prototipo.
“No necesitan tener conocimiento de eso porque la computadora está conectada a una red de datos que automáticamente los ayuda a planear la trayectoria del vuelo, a evitar el tráfico aéreo y a tomar en cuenta las restricciones del espacio aéreo, cosas de esa naturaleza”, relató Dietrich.
Sin embargo, si remarco que el operador deberá tomar decisiones importantes, como determinar si es seguro despegar o aterrizar.
“Cualquier cosa que suceda en la tierra, la persona va a tomar una decisión“. (…) “Una vez estés volando, la operación real de todas las superficies de control de vuelo estarán controladas por computadora porque, francamente, la computadora puede hacer un mejor trabajo que un piloto“, afirmó.
Finalmente, habló sobre el tiempo en que recién podríamos disfrutar de esta nueva forma de transporte individual. Además se refirió sobre los permisos para usar el TF-X, los cuales son para aeronaves convencionales 30 a 35 horas de vuelo, pero según Dietrich, con este nuevo prototipo, solo deberían ser unas 5 horas, pues cuenta con un sistema el operador del vehículo recibe ayuda de la computadora.
Es difícil decirlo exactamente, pero calculamos que será de 8 a 12 años“. (…)”Ese tipo de cosas nunca antes han sido certificadas, así que no sabemos cuánto tiempo les tomará a las entidades regulatorias adaptarse a la nueva tecnología, además, las reglas son muy antiguas y deben ser actualizadas”, sentenció.

Loading Facebook Comments ...