¿Qué alimentos debe comer la madre durante período de lactancia?

Un especialista explicó que las madres lactantes deben tener una dieta balanceada que incluya proteínas, calcio y muchas vitaminas.

Durante la lactancia materna la mujer necesita de una buena nutrición y consumir alrededor de 500 kilocalorías adicionales al día, dado que ello favorece un adecuado volumen de leche y su composición en nutrientes para el beneficio de la salud del bebé, señalaron especialistas.

Roly Hilario Esteban, ginecobstetra de la clínica OncoGyn, explicó que las madres lactantes deben tener una dieta balanceada que incluya proteínas, calcio y muchas vitaminas.

Refirió que las mujeres que dan de lactar producen entre 500 y 700 mililitros de leche al día, con alto valor energético y rico contenido en micronutrientes, por lo que necesiten más energía que las mujeres no lactantes.

“Deben ingerir proteínas que se encuentran en la carne de res, pescado, huevo y menestras. En segundo lugar, calcio, pues la lactancia brinda el mejor aporte inicial de calcio para el bebé, por lo tanto si la madre no consume este mineral en cantidades adecuadas, su organismo tomará el calcio de sus reservas es decir de los huesos. Además debe ingerir dos o más litros de agua”, sostuvo el galeno.

Proteínas, vitaminas y micronutrientes

Hilario Esteban precisó que el consumo de proteínas es fundamental en este periodo y al menos el 50% de las proteínas deben ser de alto valor biológico. “Son fundamentales también los carbohidratos pero se puede mantener el mismo porcentaje que las mujeres no lactantes, y deben aportar entre un 50% y 55% de las kilocalorías totales ingeridas”, dijo.

El hierro, el calcio y el yodo son micronutrientes fundamentales durante la lactancia, destacó. El hierro se encuentra en alimentos animales y vegetales como la carne, hígado, huevos, pescado, legumbres, acelgas o espinacas, refirió.

“El calcio ayuda a mantener los huesos y su déficit puede aumentar el riesgo de osteoporosis en la madre los años posteriores. Durante la lactancia este mineral es necesario para producir leche, por lo que se debe asegurar su aporte con un consumo diario entre 1,200 y 1,500 miligramos al día. Se encuentra en la leche, yogur, queso, acelgas, espinacas, frutos secos como almendras, avellanas, nueces y legumbres como soja, lentejas y garbanzos”, anotó.

El ginecólogo enfatizó que el consumo de vitaminas en las gestantes también debe aumentar, en especial la vitamina A por su papel en el sistema inmunológico y en la visión. Debe incrementarse 500 microgramos al día con respecto a una mujer no lactante. La vitamina A predomina en vegetales de hoja verde, tomates, zanahorias y el pimiento.

Sobrepeso y la lactancia

Hilario Esteban mencionó que la misma lactancia le genera una gran pérdida de calorías a la madre. “Es decir, puede contribuir a recuperar el peso que tuvo antes del embarazo reduciendo los kilos ganados durante la gestación. Las mujeres que no dan de lactar les cuestan más recuperar su peso ideal. Si una mujer está dando de lactar e ingiere demasiados azúcares, harinas y grasas obviamente no va a bajar de peso”, expresó.

Agregó que las arterias de las mujeres jóvenes que dan de lactar podrían tener un aspecto más saludable años más tarde que las de las mujeres que alimentan a sus bebés con un biberón.

Loading Facebook Comments ...